miércoles, 3 de marzo de 2010

Two years ago...

miércoles, 3 de marzo de 2010
Hace dos años exactamente, estaba comiendo de pie a la cola de un concierto, frente a un autobús al que, estúpidamente, mis amigas y yo hacíamos señas (y nos eran devueltas xD), queriendo creer que se trataba del perteneciente a HIM. Después descubrimos que, en realidad, allí dentro estaban los teloneros, y por otro lado veteranos, Paradise Lost.

Fue un día estupendo en conjunto, a pesar de la cantidad de horas sin sentarnos porque el suelo estaba sucio y no teníamos nada para poner debajo (el dolor de pies al día siguiente era insoportable, y sino que se lo digan a Mine, que nos tuvo que aguantar a Aly y a mí descansando cada cinco segundos en los banquitos del Thyssen).
Tuvimos que salir en mitad de la noche de casa para coger el avión en Santiago, y llegamos ya de mañanita a Barajas. Recorrimos mil veces la calle donde estaba el hostal, tanto a la mañana como al regreso por la noche, y no éramos capaces de verlo, encontrándose como se encontraba delante de nuestras narices. Me saqué una foto junto a un cartel gigante de Sweeney Todd en Callao (era necesario); desayunamos en un Starbucks, como debe ser (qué monazo tengo de Frapuccino); un policía confundió derecha e izquierda al indicarnos cómo llegar a La Riviera.
Dije un montón de tonterías juntas fruto de los nervios y nos echamos unas buenas risas a costa del ya mencionado autobús, del que provenían mensajes encriptados dirigidos, por supuesto, a nosotras, que éramos las únicas que les hacíamos un poco de caso. Hablamos de rastacópteros, de voces graves y quién sabe de qué más. Conocí en persona a Devian, que, aunque hace mucho que no hablo con ella, es una chica encantadora; y a Sandra, que no sólo aguantó tanta charla sobre rastas voladoras, sino que hasta se unió.
Fue, en fin, memorable, quitando a aquellos señores acosadores extraños del final, y la noche no la olvidaré en la vida. Primero, por Paradise Lost, grandes, muy grandes (especialmente Mr. Pelanas, que no sé cómo veía con toda la melena delante de la cara). No los conocía de antes y me sorprendieron gratamente, de hecho hoy puedo considerarme fan de ellos. He tenido la oportunidad de verlos nuevamente este verano pasado en Vigo y espero que nos volvamos a encontrar pronto. Son estupendos.
Y, obviamente, el motivo principal de tanta felicidad fueron estos señores, quizá mi grupo favorito (digo quizá porque se pelean en mi ranking con Laruku), los que me abrieron las puertas de Finlandia y desde entonces no me dejan salir. No voy a repetir lo mucho que los admiro, ni lo impresionantes que estuvieron, ni lo preciosa que es la voz de Valo en vivo, ni lo largas que son las rastas de Lily (por Dios xD), ni lo GRANDE que fue la lista de canciones (desde Razorblade kiss o Poison girl, pasando por Soul on fire, Right here in my arms, hasta las del Venus Doom y, por si fuera poco, acabando con mis dos favoritas, The sacrament y The funeral of hearts). Bueno, sí, voy a repetirlo: ¡¡fue un CONCIERTO así en mayúsculas!! Tocaron a la perfección, se gastaron bromillas entre ellos, nos dieron las gracias varias veces, hicieron un repaso muy inteligente a toda su discografía, Burton está buenísimo (todo hay que decirlo xD) y Valo nos pidió en un momento dado que cerráramos el pico porque no se escuchaba a sí mismo de lo alto que estábamos cantando.
Fue tan genial que hasta soporté con filosofía a las grupies idiotas que tenía detrás empujándome y dándome golpes (es que hasta me dieron un bofetón bueno con una cámara, y sólo decían y gritaban tonterías). En otras circunstancias habría salido la Kao violenta (¿existe eso?) y les habría dicho cuatro cosas.Por último, la compañía era insuperable. Hay personas con las que es muy difícil organizarte para ir a un concierto o hacer algún viajecillo, porque no sabes en qué momento darán marcha atrás, se irán a su aire o sencillamente dejarán que tú te ocupes de todo. Me ha pasado unas cuantas veces, demasiadas para mi gusto, por eso soy selectiva a la hora de embarcarme en una empresa de este tipo con alguien. Con estas dos muchachas, sin embargo, me iría a la Conchinchina.

A ver si pronto tenemos la oportunidad de repetir.


Dejo un par de videos de ese día, con su mala calidad y su sonido mediocre, pero muestra de que de verdad estuvimos allí. Ay... qué recuerdos.

Poison girl (grabado por mí)


Wings of a butterfly (grabado por mí)


The kiss of dawn (grabado por Aly)


The funeral of hearts (sacado del youtube de una tal CuteDeathGirl88)

No hay comentarios:

~House of the silent~ © 2014