viernes, 7 de octubre de 2016

La soledad que nos nutre, Musical Edition

viernes, 7 de octubre de 2016
Dibujo de la serie LONELY GIRLS de Zachary Johnson
«No puedes sentirte en soledad si te gusta la persona con la que estás solo», Wayne Dyer. 

«Tengo que estar sola muy a menudo. Sería muy feliz si pudiera pasar desde el sábado por la noche hasta el lunes por la mañana sola en mi apartamento. Así es como me recargo», Audrey Hepburn.


No son pocas las canciones que, a lo largo de las décadas, se han dedicado a la soledad; grupos como The Smiths, Radiohead o Joy Division basan gran parte de su discografía en el hecho de estar solo. Sin embargo y tras una ardua investigación, me he dado cuenta de que pocas veces se ha tratado este tema desde un punto de vista parecido al mío: el de que es algo positivo, necesario y enriquecedor. Siempre aparece ligada a la depresión, a rupturas sentimentales o, como la maravillosa I am a rock de Simon & Garfunkel, a la construcción de una muralla protectora para no sufrir.

Sin embargo, cuando ya desesperaba en mi intento por hallar alguna pista musical con la que me pudiera sentir plenamente identificada (¡ojo!, la música deprimente me encanta y también hay tipos de soledad negativos), la vida me acercó a Solitude is bliss de Tame Impala. Podría compartir la letra entera, pero os dejo sólo las líneas que más me gustan:

No hay nadie a mi alrededor que me mire, así que puedo observar mi sombra cuanto quiera. Estas glorias son incomparables con vuestra necesidad de hacer amigos. Nunca os acercaréis a cómo me siento. Espacio a mi alrededor para que mi alma respire, un cuerpo que mi mente puede abandonar. (...) La compañía está bien, la soledad es dicha. Hay una fiesta en mi cabeza y nadie está invitado. 


No podría haberlo explicado mejor que esta letra; la soledad es vida, es combustible. Los que hemos descubierto su verdadera cara ya no pensamos renunciar a ella.

¡Feliz noche, solos o en compañía! Yo, como el bueno de George Thorogood, hoy me quedo en casa.

No hay comentarios:

~House of the silent~ © 2014